Una funda de fieltro para el móvil que croa

Cuando le ofrecí al esposo hacerle una funda para el móvil me dijo que quería una rana. No sé si lo dijo en serio o simplemente quería quitarme de en medio pero el caso es que ahora anda por ahí con el bicho metido en el bolsillo del pantalón:
 
Le puse dos grandes ojos y una lengua voraz que acaba de atrapar una mosca para desayunar. El insecto lo hice enrollando fieltro gris, los ojos cosidos con hilo negro y las alas de tela brillante:
¡A ver si empezamos la semana con buen pie!



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada